Puntos de oración

“Si mi pueblo, que lleva mi nombre, se humilla y ora, y me busca y abandona su mala conducta, yo lo escucharé desde el cielo, perdonaré su pecado y restauraré su tierra.” 2 Crónicas 7:14, NVI

Domingo – Si mi pueblo
Enfoque de la oración: Este versículo no está dirigido a aquellos que no conocen a Dios, sino a aquellos que «llevan su nombre». El despertar espiritual y la sanidad deben comenzar en la casa de Dios, en quienes hemos sido llamados a ser representantes de Cristo en nuestro mundo.

  • Ore que su corazón y su vida estén en una recta relación con Dios a través de la obediencia a Su voluntad y propósito.
  • Ore que las personas lo conozcan como seguidor de Cristo por sus palabras y las obras que realiza en una sociedad que desesperadamente necesita a Jesús.
  • Ore que el gozo del Señor sea tan evidente en su vida que otros quieran saber acerca de su relación con Él.

Lunes – Se humilla
Enfoque de la oración: La humildad es la acción de dar preferencia a los demás, mostrando una actitud de sencillez, amabilidad, respeto y modestia. Santiago 1:9 declara: «El hermano de condición humilde debe sentirse orgulloso de su alta dignidad» (NVI). En la economía de Dios, mostrar humildad lo hace a usted importante para Dios y su Reino.

  • Pida perdón a Dios si alguna vez ha tenido «más alto concepto de sí que el que debe tener» (Véase Romanos 12:3, RV-1960).
  • Pida al Padre celestial que perdone cualquier falta de humildad en su trato con Él y con sus semejantes.
  • Agradezca a Dios por su gran y tierno amor, del cual no somos merecedores, que «tan lejos de nosotros echó nuestras transgresiones como lejos del oriente está el occidente» (Salmo 103:12, NVI).

Martes – Ore y busque el rostro de Dios
Enfoque de la oración: A lo largo de la historia, los grandes avivamientos y despertares espirituales fueron precedidos por la oración sincera y la intercesión. La oración nos alinea con la voluntad y el propósito de Dios. La oración mueve la mano de Dios de maneras asombrosas y poderosas para salvar, sanar y liberar, para transformar a las personas y las naciones. Entregarnos en oración y buscar el rostro de Dios es esencial para que veamos su intervención.

  • Ore por un nivel de intimidad con Dios que traiga urgencia por su presencia.
  • Ore regularmente en el Espíritu, válgase de Su poder como ayuda para clamar cuando no sabe cómo expresar las cargas que hay en su corazón.
  • Ore que Dios alineé la voluntad y los deseos suyos con los planes y propósitos divinos.

Miércoles – Se arrepientan y abandonen
Enfoque de la oración: El arrepentimiento es alejarse del mal y aprender a seguir a Dios. El Espíritu de Dios nos revela áreas de nuestra vida que necesitamos someter a su control. Al identificarnos con Cristo en su muerte y resurrección, y entregarnos completamente a Él, seremos transformados en la persona que Él desea.

  • Ore por un corazón contrito y quebrantado, que reconozca siempre la dependencia de Dios por su gracia y perdón.
  • Ore que Dios transforme su vida en quien Él quiere que sea.
  • Ore que nuestra nación deje de su camino actual, y siga el camino de Dios.

Jueves – Escucharé desde el cielo
Enfoque de la oración: Cuando nos humillamos, oramos y buscamos el rostro de Dios, y dejamos nuestros malos caminos, Él promete escuchar nuestro clamor. Él no tiene oídos sordos para aquellos que lo buscan con humildad y rectitud; más bien se inclina para oír, para escuchar nuestras súplicas y peticiones.

  • Ore por una mayor fe para responder a Dios que lo invita a venir con valentía para estar con Él, porque Él mismo disfruta ese tiempo junto a usted.
  • Ore que su iglesia tenga confianza para clamar al cielo por ayuda para tocar, como nunca antes, a la comunidad donde vive.
  • Regocíjese de que Dios es fiel y escucha sus oraciones cuando usted lo busca con humildad y rectitud.

Viernes– Restauraré su tierra
Enfoque de la oración: En respuesta a nuestra oración y arrepentimiento, Dios promete restauración. Así como la lluvia trae nueva vida, el Espíritu Santo refrescará y renovará a su pueblo y a su Iglesia para que pueda influir de manera efectiva en la cultura que la rodea para el bien y la justicia.

  • Ore por una restauración de los patrones bíblicos de moralidad y rectitud mientras el evangelio es proclamado y los seguidores de Cristo dan testimonio abiertamente de su fe y muestran un carácter cristiano, fe e integridad en la cultura.
  • Ore que los matrimonios y las relaciones familiares se fortalezcan conforme los creyentes determinan mantener a Cristo en el centro de su vida y su hogar.
  • Ore que la próxima generación se establezca sobre bases espirituales firmes y acepte lo que Cristo demanda de ellos, al ser discipulados en el hogar y la iglesia.

Sábado – Ore continuamente
Enfoque de la oración: Charles Spurgeon declaró: «Cuando Dios está por realizar una gran obra, Él primero pone a su pueblo a orar». La oración es una disciplina espiritual no negociable. El resultado de los propósitos de Dios en nuestra vida, en nuestras iglesias y en nuestro mundo depende absolutamente de ello.

  • Ore por una devoción inquebrantable para orar sin cesar y para dedicar tiempo cada día a orar en el Espíritu.
  • Ore que Dios convierta a su Iglesia en una casa de oración y ayude a los pastores a cultivar una cultura de oración dentro de ella.
  • Ore por un despertar de la oración en la Iglesia que marque el comienzo de un avivamiento global y una cosecha de almas sin precedente.